Vigorízate por la mañana: Batido verde detox

¿Qué sensaciones os evoca el color verde? En mi caso, me sugiere naturaleza, frescura y conexión con la tierra y nuestros orígenes.

El verde es el color de las plantas y viene dado por la clorofila, pigmento encargado de realizar la fotosíntesis para generar energía a través de la luz solar.

¿No os parece maravilloso? Cuando ingerimos clorofila, estamos nutriendo nuestro cuerpo -literalmente- con la energía de las plantas. Nos impregnamos con luz absorbida y transformada en las hojas de hortalizas y verduras, para darle un baño de salud a nuestro organismo. ¿Soy la única a la que cada vez le apetece más prepararse un batido verde…? :p ¡Pues… vamos a ello!

Os voy a dar indicaciones para que podáis preparar unos 2 litros de batido verde, que podéis conservar en la nevera y que os durará en óptimas condiciones un máximo de dos días.

Ingredientes

  • 1 litro de agua
  • 1 limón
  • 1 manzana verde
  • 5 g de jengibre
  • 100 g de espinacas (a mi me gusta usar espinaca baby)
  • 1 pepino mediano

Opcionalmente

  • 100 g de col rizada
  • 50 g de col lacitano

También es indispensable que dispongáis de una batidora para poder triturar todos estos ingredientes. En función de su capacidad, podéis modificar proporcionalmente las cantidades.

 

Preparación

Ahora que ya tenemos todos los ingredientes, sólo tenemos que prepararlos.

Pelaremos y trocearemos el pepino y la manzana. Es importante que, sobretodo, si no usáis productos de origen ecológico, no consumáis ni la piel ni las semillas, ya que es dónde se acumulan los pesticidas y químicos que se me emplean durante su cultivo.

También cortaremos un trozo de jengibre y lo pelaremos. A mí me gusta que se note el sabor, pero para aquellos a quiénes les pueda resultar demasiado fuerte, pueden ajustar la cantidad a su conveniencia.

Mi consejo es que, cuando introduzcáis todos los ingredientes en la batidora, primero pongáis las espinacas y la col (aquellos que la añadáis). De esta forma será más fácil que la batidora triture y no se nos bloquee.

Después añadís el resto de ingredientes troceados: la manzana, el pepino, el jengibre, el agua, y el zumo exprimido de un limón.

¡Y ya solo nos queda encender nuestra batidora y disfrutar del olor a frescura que desprende!

Los que ya habéis leído mi presentación, sabréis que mi intención es tomarme este batido con vosotros mientras os cuento cuál es mi rutina para consumirlo.

En mi caso, acostumbro a prepararlo los fines de semana porque dispongo de más tiempo. No obstante, prepararlo no os llevará más de 10 minutos.

También acostumbro a tomarlo en ayunas, o 30 minutos después de beber un vaso con agua tibia con el zumo de medio limón.

Os hará sentir ligeros, porque literalmente limpiará vuestro organismo y os ayudará a oxigenar las células y los tejidos que componen.

Bueno, no te entretengo más, porque sé que ahora tienes ganas de probarlo.

Solo te pido que me cuentes cómo estás tras tomarlo durante una semana, y si lo combinas con una alimentación adecuada estoy segura de que me dirás que tienes más energía, y te sientes más liger@ y entusiasta.

¿A qué esperas? ¡Manos a la obra! 😉

Deja un comentario